lunes, 2 de octubre de 2017

QUIZÁS ESTA SEA MÍ...

...DESPEDIDA DE LOS CAMINOS DE SANTIAGO.
Después de infinidades de Caminos caminados, tantos, que ya he perdido la cuenta. Caminos andando y en bici, El Francés, El del Norte, La Vía de La Plata, El Sanabrés, etc. etc. Hoy, he decidido colgar la mochila grande, no las botas, que estas, mientras tenga salud seguiré caminando. En verdad, caminar es, mi verdadera pasión y no, como muchos pueden creen El Camino de Santiago. Tema que, aunque me apasiona, la verdad que últimamente lo utilizo, como una mera herramienta para caminar. Caminar varias jornadas seguidas sin tener que preocuparme de la parte logística de las mismas, que de eso ya, cualquiera de los llamados Caminos de Santiago están bien provisto. (Señalización, andaderos, albergues, hoteles, pensiones, hostales, etc. bares, restaurantes etc.)
Este, digamos “último Camino”, lo comencé con un par de amigos en el 2014 con el propósito de hacerlo en varios tramos y a lo largo de varios años. El primer tramo que caminamos fue de Snn Jean a Logroño, en el 2015 por problemas familiares no pudimos retomarlo. En el 2016 en primavera volvimos dos de los que lo habíamos iniciado el otro compañero de camino decidió no volver, y seguimos caminamos desde Logroño hasta Burgos. En septiembre de este mismo año, se no unieron otros dos amigos y caminamos desde Burgos a León.
Volvimos al Camino en el 2017 en marzo los cuatro que lo habíamos dejado en León para caminar hasta Villafranca del Bierzo con lluvia, nieve y frío. Pero en esta ocasión uno de los cuatro lo caminaba pedaleando en bici de monte, haciendo las jornadas de ida y vuelta para seguir juntos los cuatro. Con frío, lluvia y nieve abandonamos el camino en Villafranca con la intención de volver al mismo en septiembre. Y de esta manera lo hemos hecho, pero en esta ocasión fuimos cinco los componentes que hemos acudido. Tres lo hemos terminado andando y dos en bici, como en marzo, haciendo las jornadas de ida y vuelta.
Una vez más el sendero estaba lleno de "peregrinos", si de esta manera podemos ser llamados la mayoría de los que nos decidimos a caminar los senderos que atraviesan España para finalizar en la Plaza del Obradoiro en Santiago de Compostela utilizando los senderos y los albergues de estas rutas.
En verdad, aquella parte de espiritualidad, de aventura, interioridad, de recogimiento, etc. Que yo personalmente encontré en otros Caminos de Santiago ya no lo encuentro, hasta los monumentos que son o han sido símbolos del Camino, tales, como antiguos edificios relacionados con las antiguas peregrinaciones, puentes, ermitas, iglesias, monasterios, abadías, catedrales, cruceros, lugares, pueblos, etc. Ayer aún conservaban los rezos, los llantos, las llagas de infinidades peregrinos que hollaron estos senderos, hoy ya las an borrado de tanto limpiarlos y de tantos fotografiarlos. Rezos, llantos, llagas y sufrimientos de los muchos peregrinos que cruzaban España para llegar al Obradoiro, muchos de los cuales encontraron la muerte en su peregrinación. Hoy, las ermitas están cerradas, en iglesias y catedrales solo te permiten entrar a ellas previo pago de un canon, al igual que en los demás monumentos civiles y religiosos, los cruceros que tuvieron tanto protagonismo en la peregrinaciones del medievo para el peregrino, hoy nadie se para ante ellos a rezar, ni tan siquiera a admirarlos, los puentes que permitieron el cruce de los mil ríos a los peregrinos y que muchos fueron regalos de reinas y reyes a los peregrinos, ya apenas nadie conoce su historia y lo que es más, a casi nadie les interesa otra cosa que no sea sacarles fotos y más fotos. La basura y los plásticos se acumulan en las cunetas, en los bosques por los que anda el camino, dan pena están llenos de excrementos y restos de papel higiénico, lo mismo ocurre en las áreas de descanso para los peregrinos.
Por favor, al menos mantengamos los senderos y alrededores limpios y si los peregrinos no lo hacemos, que lo hagan las autoridades que cobran los impuestos a los negocios que se nutren de ellos.
Quizás esto sea un filón económico para los pueblos que cruzan estos senderos y es verdad que pueblos abandonados hoy están vivos y recuperados, cada casa es un albergue, cada bajo es un bar, etc. 
¿Pero esto es una peregrinación?
No nos engañemos, yo, hace ya tiempo que cuando camino a Santiago hago senderismo sin más, con la facilidad de no tener que hacer una planificación que me llevaría tiempo y además lo hago con todas las comodidades, con toda la seguridad y además asequible a mi economía. Pero lo que no puedo decir es que estoy peregrinando. Estoy haciendo en el mejor de los casos senderismo. 
Yo (me pongo el primero) y la gran mayoría de los que me he encontrado por el Camino. Supongo que, entre tanto, también habrá peregrinos. Dejemos los senderos hacia Santiago libres para ellos y por favor si no los dejamos libres, al menos dejemoslo limpios.
Como anécdota. En una de esta jornada, caminando por un bello bosque gallego en el cual se escuchaba el canto de los ruiseñores en la madrugada, cuando aún apenas si podíamos distinguir donde nuestros pies pisaban. Delante de nosotros caminaba una joven sola a la que deseamos un feliz camino y en el mismo momento en que empezamos a escuchar música atronadora de sala de fiesta que rompía la paz del bosque con su ruido. Tanto es así, que pensamos que era un vehiculó que con la radio a todo volumen venía por el sendero. Cosa que era casi imposible por lo dificultad del sendero. Cuando la ruidosa música nos adelantó, pudimos comprobar que era un grupo de chicos sevillanos que caminaban hacia Santiago acompañados de un sacerdote. Todo un ejemplo de peregrinación.
ADIOS CAMINO. QUIZÁS TAN SOLO SEA, UN HASTA LUEGO. NO LO SÉ.
             EL CAMINO DE SANTIAGO.
(Camino Francés)

Los pies de muchos romeros
te grabaron en la tierra.

El polvo de sus pisadas
se convirtió en la tierra.

El barro de tus senderos
aprisionaron las huellas.

En Navarra tú desciendes
de los montes a la ribera.
en La Rioja te pierdes
entre viñas y bodegas.
En Castilla te dilatas,
como hilo en la madeja.
En Galicia te retuerces,
como la sierpe que recta.

Camino, tú eres Camino
Camino, tú eres la huella
De hombres y de mujeres
que siguieron las estrellas.

Jalonado estas de ermitas
de catedrales e iglesias
de cruceros en los caminos
que las plegarias elevan.

Mil puentes cruzan tus ríos
puentes de piedras muy viejas
puentes de los peregrinos
sus pies, bruñeron sus piedras.

Camino tú no eres Camino
por cruzar España entera.
Camino tú eres Camino
porque a Galicia nos lleva.
Rodriguezrodri, sept. 2001

PD. No subimos al Monte del Gozo por las obras y el desvío del Camino.
A continuación os dejo las jornadas caminadas en esta ocasión.
VILLAFRANCA DEL BIERZO - OCEBREIRO
 OCEBREIRO - SAMOS
 SAMOS - BARBADELO
 BARBADELO - PORTOMARÍN
 PORTOMARÍN - PALAS DE REY
 PALAS DEL REY - ARZÚA
ARZÚA - LAVACOLLA

No hay comentarios: